1 de Mayo – Día Internacional de los Trabajadores

Por Roberto Muñoz, Suecia, 30/04/2014 (reedición)  Reproducido de Druzhba.

image001El 1 de Mayo es una jornada de lucha reivindicativa de la clase obrera y trabajadora de todos los países del mundo y que se instauró en memoria de los valientes obreros de Chicago que fueron asesinados por el aparato político represivo norteamericano durante una huelga exigiendo la jornada laboral de las 8 horas que se inició el 1 de Mayo de 1886.

Las condiciones laborales de la clase obrera en aquella época eran deplorables. Niños, mujeres y hombres eran explotados en jornadas de hasta dieciocho horas diarias sin descanso semanal y con remuneraciones ínfimas. La Revolución Industrial avanzaba con su tecnología y su injusticia, y con ella EEUU comenzaba a crecer como país industrializado atrayendo a miles de obreros de Europa que buscaban mejores condiciones de trabajo. El gobierno norteamericano no hizo nada para hacer respetar el derecho de los trabajadores a las 8 horas lo que llevo a que se llevara a cabo las huelgas, la cual fue reprochada y minimizada por la prensa norteamericana al servicio de su burguesía que calificaba a los obreros que exigían un aumento mínimo en su miserable nivel de vida como “locos anarquistas”, “rufianes comunistas”, “poco patriotas”, o que iban a “hacer colapsar la economía”, intentando desprestigiar el movimiento obrero que busca mejoras laborales.

El 1° de Mayo de 1886, la Unión Central Obrera de Chicago convocó a sus agremiados a un mitin y a una huelga general para exigir que la jornada laboral fuera de ocho horas. Chicago era entonces la segunda ciudad de los EEUU. Del oeste y del sudeste llegaban cada año por ferrocarril miles de ganaderos desocupados, creando las primeras villas humildes que albergarían a cientos de miles de trabajadores. Además, estos centros urbanos acogieron a emigrantes venidos de todo el mundo a lo largo del siglo XIX. Aquel 1° de Mayo, trabajadores de distintas fábricas acudieron al llamado y más de 200.000 obreros participaron en alrededor de 5.000 huelgas.

En Chicago donde las condiciones de los trabajadores eran mucho peor que en otras ciudades del país las movilizaciones siguieron los días 2 y 3 de mayo. El día 2 la policía había disuelto violentamente una manifestación de más de 50.000 personas y el día 3 se celebró una concentración en frente de las puertas de la fábrica de maquinaria agrícola Mc Cormick Harvester que estaba en huelga pero seguía trabajando a base de rompehuelgas. La policía se presentó repentinamente, revólver en mano. Y cuando los obreros se retiraban a la desbandada, según un testigo, "abrió fuego sobre sus espaldas. Mataron a hombres y muchachos que corrían". Se informó que seis trabajadores habían sido muertos y varias decenas de heridos. August Spies, quien había estado hablando en una reunión próxima de trabajadores de la madera en huelga, fue también testigo de la masacre. Reunió rápidamente varios dirigentes sindicales y después de informarles, se decidió convocar un acto de protesta contra la violencia de la policía, para la noche siguiente en la Plaza Haymarket.

El día 4 de mayo se concentraron en la plaza más de 20.000 personas que fueron reprimidas por 180 policías uniformados. Un artefacto explosivo estalló entre los policías produciendo un muerto y varios heridos. La policía abrió fuego contra la multitud matando e hiriendo a un número desconocido de obreros.

Se declaró el estado de sitio y el toque de queda deteniendo a centenares de trabajadores que fueron golpeados y torturados, acusados del asesinato del policía.

El 21 de junio de 1886, se inició la causa contra 31 responsables, que luego quedaron en 8. Las irregularidades en juicio fueron muchas violándose todas las normas procesales de forma y de fondo, tanto que ha llegado a ser calificado de juicio farsa. Los juzgados fueron declarados culpables. Tres de ellos fueron condenados a prisión y cinco a la horca.

Prisión

Samuel Fielden, inglés, 39 años, pastor metodista y obrero textil, condenado a cadena perpetua. Oscar Neebe, estadounidense, 36 años, vendedor, condenado a 15 años de trabajos forzados. Michael Schwab, alemán, 33 años, tipógrafo, condenado a cadena perpetua. A muerte en la horca

El 11 de noviembre de 1887 se consumó la ejecución de:

Georg Engel Georg Engel, alemán, 50 años, tipógrafo. Adolf Fischer Adolf Fischer, alemán, 30 años, periodista. Albert Parsons Albert Parsons, estadounidense, 39 años, periodista, esposo de la mexicana Lucy González Parsons aunque se probó que no estuvo presente en el lugar, se entregó para estar con sus compañeros y fue juzgado igualmente. August Spies August Vincent Theodore Spies, alemán, 31 años, periodista. Louis Lingg Louis Lingg, alemán, 22 años, carpintero, apareció muerto en su celda. Se dijo que se había suicidado, pero nunca se pudo establecer concretamente si se suicidó o fue asesinado.

El Crimen de Chicago costó la vida de muchos trabajadores y dirigentes sindicales; no existe un número exacto, pero fueron miles los despedidos, detenidos, procesados, heridos de bala o torturados. La mayoría eran inmigrantes: italianos, españoles, alemanes, irlandeses, rusos, polacos y de otros países eslavos.

Pese a todo el movimiento obrero salió victorioso ya que lograrían la jornada laboral de las 8 horas la que sería una de las muchas victorias que obtendrían los movimientos obreros a nivel mundial, pero que ahora corren peligro debido al neoliberalismo, que no es más que una vuelta al pasado de la ideología dominante anterior a las luchas obreras y que pretende destruir todas los derechos conseguidos en nombre del “bienestar económico” un bienestar que solo es real para unos pocos y que tienen el apoyo y la complicidad de los medios.

Por estos motivos hoy como cada año debemos recordar el origen del día del trabajador y reivindicarlo como una jornada de lucha obrera mundial, recordar la lucha de estos mártires en contra del tirano explotador burgués que solo busca la ganancia personal a costa del bienestar de todos.

August Spies"Si usted cree que ahorcándonos puede eliminar el Movimiento Obrero, el movimiento del cual millones de pisoteados, millones que trabajan duramente y pasan necesidades, y miserias esperan la salvación, si esa es su opinión [...] ¡entonces ahórquenos! Así aplastará una chispa, pero allá y acullá, detrás de usted y frente a usted y a sus costados, en todas partes, se encienden llamas. Es un fuego subterráneo. Y usted no podrá apagarlo.

"Y ahora, estas son mis ideas. Constituyen parte de mí mismo. No puedo despojarme de ellas, y si pudiese, no lo haría. Y si usted cree que puede destruir esas ideas que están ganando más y más terreno cada día, mandándonos a la horca, si una vez más usted dicta pena de muerte a la gente por haber osado decir la verdad, entonces, ¡orgullosa y desafiantemente pagaré ese tan caro precio! ¡Llame a su verdugo! Las verdades que fueron crucificadas en Sócrates, en Cristo, en Giordano Bruno, en Huss, en Galileo, todavía viven. Ellos y otros cuyo número es legión, nos precedieron por este sendero. ¡Estamos listos para seguirlos!" Palabras de August Spies en el juicio

В Советском Союзе 1 мая отмечался как День международной солидарности трудящихся! Этот «красный день календаря» напоминает о событиях, произошедших в США более 100 лет назад. 1 мая 1886 г. рабочие Чикаго объявили забастовку и потребовали перехода с 15-ти часового рабочего дня на 8-ми часовой.

В 1889 г. Конгресс II Интернационала принял решение о ежегодном праздновании «всем мировым пролетариатом» 1 мая в память о героической борьбе американских рабочих против капиталистов и эксплуататоров.

¡VIVA EL DIA DEL INTERNACIONAL DEL TRABAJADOR!

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Social Widgets powered by AB-WebLog.com.